Receta de Paella "de la familia"

Hay muchas recetas de paella, pero resulta que ésta, que es la de mi madre, es la mejor de las que yo he probado. En ésto coinciden varios co-comensales, no todos familiarmente relacionados, por lo que no se trata sólo de amor de madre, aunque probablemente los co-comensales tampoco me van a decir a mi lo contrario. Yo la he intentado hacer en tres ocasiones, y a la tercera conseguí que me saliera realmente bien (entiéndase, no tan bien como a ella, pero si bastante bien.) [sigue en el interior]

Ingredientes (para unas 4 personas)

  • Pollo, un par de contramuslos por comensal
  • 1 cebolla
  • 1 pimiento
  • 4 ajos
  • 1 tomate
  • 1/3 kilo calamares
  • arroz: un vaso/vaso y medio por comensal.
  • guisantes y judías verdes (opcional)
  • mejillones y almejas
  • aditivo para paellas
  • gambas
  • 1 limón
  • perejil
  • pimienta

Preparación

Cubrimos la paellera con aceite, y empezamos a freír el pollo. Cuando esté frito (dorado), añadimos media cebolla, el pimiento y dos ajos, todo ello picado. Cuando lo anterior también esté frito (vemos que la cebolla está "pochada", con un color dorado y aspecto oleoso porque ha absorbido el aceite), se añade el tomate picado y se deja freír también. Cuando el tomate esté frito, añadimos los calamares y se dejan freír.

Una vez está frito todo lo anterior, se echan dos medidas de agua por cada medida de arroz, es decir, si vamos a tener 4 comensales, como sabemos que posteriormente echaremos 4 vasos de arroz, pues echamos 8 vasos de agua y también con el agua echamos los guisantes y las judías verdes. Se deja cocer el agua un cuarto de hora aproximadamente.

Mientras cuece el agua si los mejillones y almejas venían cerrados (eran frescos o congelados) los metemos en un recipiente unos minutos al microondas hasta que se abran. Cuando se han abierto, el agua que sueltan la añadimos al agua de la paella. Esto es extremadamente importante, pues da mucho sabor. Si las almejas y mejillones son de lata (vienen sin concha), y en este caso nos hemos debido asegurar de que eran "al natural" lo que añadimos al agua de la paella es el agua de la lata. Ojo, sólo el agua de la lata o del recipiente del microondas, no los mejillones/almejas todavía.

Cuando han pasado los quince minutos, se le echa el arroz en la medida especificada (un vaso por persona, aunque si queremos que sobre podemos echar vaso y medio, pero sin olvidarnos de echar un poco más de agua entonces para mantener la proporción), y cuando empiece a cocer el arroz abrimos un sobre de colorante de paellas y añadimos la cantidad que especifique el sobre según los comensales. A mi me gusta añadir un poco más de lo que especifique realmente; eso cada uno como vea. Con respecto al arroz tengo que decir que yo he encontrado que el arroz que mejor resultado me ha dado es el de la marca Brillante, que es caro de narices, pero da buen resultado (en mi caso, al menos.)

Cuando el arroz está a medio hacer (aún tiene agua pero ya poca) se le pone por encima las gambas, los mejillones y las almejas, y se le exprime por encima medio limón.

Mientras se termina de hacer el arroz, machacamos en un mortero 2 ajos, perejil y un poco de pimienta y el resultado se lo añadimos al arroz.

Cuando veamos que el arroz está casi entero (está duro pero ya no tanto), lo apagamos y le ponemos a la paellera un paño por encima para que se termine de cocer, mientras preparamos la mesa.

Realmente la última parte nunca es tan sencilla, pues si por ejemplo vemos que el arroz está muy duro y se ha quedado sin agua tendremos que añadir un poco con un vaso para que se siga cociendo, y si vemos que está quedando caldoso podemos intentar quitar algo con otro vaso... el toque final del arroz cuestión de experiencia y suerte.



tags: [ articles · recetas ]
comments powered by Disqus